alert-erroralert-infoalert-successalert-warningbroken-imagecheckmarkcontact-emailcontact-phonecustomizationforbiddenlockedpersonalisation-flagpersonalizationrating-activerating-inactivesize-guidetooltipusp-checkmarkusp-deliveryusp-free-returnsarrow-backarrow-downarrow-left-longarrow-leftarrow-right-longarrow-rightarrow-upbag-activebag-inactivecalendar-activecalendar-inactivechatcheckbox-checkmarkcheckmark-fullclipboardclosecross-smalldownloaddropdowneditexpandhamburgerhide-activehide-inactivelocate-targetlockminusnotification-activenotification-inactivepause-shadowpausepin-smallpinplay-shadowplayplusprofilereloadsearchsharewishlist-activewishlist-inactivezoom-outzoomfacebookgoogleinstagram-filledinstagrammessenger-blackmessenger-colorpinterestruntastictwittervkwhatsappyahooyoutube
Studio / abril 2017
Danielle Rines, Global Newsroom

Las manos de Danielle Peazer expresan su elegancia y excelencia

Bailar puede ser bello pero también muy intenso. A veces resulta liberador. La mayoría de gente baila para canalizar su energía y como una forma de autoexpresión.

Pero mientras tus pies te mueven en todas direcciones, son tus manos las que realmente crean el dibujo.

Cada vez que la coreógrafa y bailarina de DanceOn, Danielle Peazer, mira sus manos, estas le recuerdan que el baile es parte de lo que ella es hoy.

"De pequeña me centré en el baile clásico y eso es lo que veo cuando observo mis manos," nos cuenta.

Peazer explica que la naturalidad y la delicadeza que transmite su baile proviene de la fuerza de sus manos, algo común en su familia.

"Las mujeres de mi familia siempre hemos tenidos unas manos elegantes, y eso me ha ayudado en mis entrenamientos," explica. 

"Mover mis manos de una forma delicada siempre ha sido algo natural para mí, pocas veces muestro tensión en mis manos, de hecho mis manos disimulan cualquier estrés o malestar que pueda estar sintiendo."

Peazer es consciente de que sus pies hacen el trabajo duro, pero también sabe que son sus manos las que cuentan su historia.

Peazer ha colaborado en la nueva campaña de Reebok, cuya pieza principal es el spot "Hands", una inspiradora película que evoluciona el lema de la marca, "Be More Human". Con esta campaña, Reebok destaca cómo nuestras manos cuentan nuestra historia; nuestro esfuerzo y trabajo duro, nuestros éxitos y fracasos, nuestra dedicación y superación. 

Mientras que la carrera de Peazer en el mundo del baile ha ido evolucionando, ella sigue apoyándose en sus manos para alcanzar todos los retos que se propone.

"Mis manos me recuerdan todo el camino que he recorrido, desde el ballet clásico hasta las clases en el gimnasio donde utilizo cuerdas y otros equipamientos para entrenar," explica. 

En su camino hasta convertirse en bailarina ha pasado por momentos difíciles, pero sus manos han sido cruciales para superarse y alcanzar el éxito. 

"Estoy muy orgullosa del hecho de que siempre que he necesitado mis manos en cualquier momento de mi carrera, nunca me han fallado," confiesa.

"Cuando estoy nerviosa, están agitadas, pero cuando me tengo que poner a prueba se vuelven firmes y fuertes, y cuando voy más allá, saben cómo reaccionar en cada momento."

Una bailarina necesita sus manos para crear arte; tus manos te permiten ser única a través de los movimientos que creas con tu cuerpo. Sus manos son testigos de sus progresos, de su propia historia. 

"Mis manos cuentan muchas historias y son testimonios de los fracasos y éxitos que he vivido durante mi carrera," explica. "Tengo marcas y cicatrices que me llevan de vuelta a mi época de antes de dedicarme al baile."

Mientras Peazer crea sus coreografías y utiliza sus manos para dejar su huella en el mundo del baile, ella no olvida que este viaje que está viviendo es único y que sus cicatrices son parte de quien es ella hoy.

"Todas estas marcas son un recuerdo constante de que, aunque me esfuerce al límite, nunca seré perfecta, pero tampoco tengo que serlo; en realidad tengo que esforzarme en ser más humana," concluye.

Y tus manos, ¿qué historia cuentan?  Compártelo en Twitter mencionando a @Reebok acompañado del hashtag #BeMoreHuman.

Studio / abril 2017
Danielle Rines, Global Newsroom
Etiquetas