alert-erroralert-infoalert-successalert-warningarrow-left-longbroken-imagecheckmarkcontact-emailcontact-phonecustomizationforbiddenlockedpersonalisation-flagpersonalizationrating-activerating-inactivesize-guidetooltipusp-checkmarkusp-deliveryusp-free-returnsarrow-backarrow-downarrow-leftarrow-right-longarrow-rightarrow-upbag-activebag-inactivecalendar-activecalendar-inactivechatcheckbox-checkmarkcheckmark-fullclipboardclosecross-smalldownloaddropdowneditexpandhamburgerhide-activehide-inactivelocate-targetlockminusnotification-activenotification-inactivepause-shadowpausepin-smallpinplay-shadowplayplusprofilereloadsearchsharewishlist-activewishlist-inactivezoom-outzoomfacebookgoogleinstagram-filledinstagrammessenger-blackmessenger-colorpinterestruntastictwittervkwhatsappyahooyoutube
Style / febrero 2017
Reebok

HOLD COURT

Nacida en las pistas de tenis, la Club C se ha convertido en un icono de las calles. Un referente para aquellos que luchan por alcanzar sus metas, manteniéndose fieles a sí mismos, sin importarles lo que piensen los demás. Tu pista. Tus reglas.

Kendrick Lamar y Reebok Club C: dos historias de éxito.

Están aquellos que son líderes y los que son seguidores. Para el carismático rapero y ganador de los Grammy, Kendrick Lamar, lo segundo nunca ha sido una opción.

En su nueva colaboración con Reebok Classic, Kendrick se convierte en la imagen internacional de la campaña HOLD COURTpara Club C, una silueta nacida en 1985 para las pistas de tenis que ha evolucionado hasta convertirse en un icono de las calles sin perder su esencia. Manteniéndose fiel a sus raíces.

Precisamente, de ese compromiso con el pasado, con las raíces, surge la conexión entre el rapero de Los Ángeles y la Club C. Porque Kendrick ha trabajado sin descanso y con perseverancia para conseguir todo lo que ha logrado hasta ahora. La vida no le ha regalado nada; ha tenido que luchar para derribar barreras y superar estereotipos, hacer oídos sordos a todos aquellos que le decían que no lo conseguiría. Como resultado de su pasado, de su historia, Kendrick ha utilizado sus pasiones como fuente de motivación y eso le ha convertido en la persona que es hoy. Nada más.

De este modo, la campaña HOLD COURT pretende inspirar a todos aquellos que se esfuerzan por llegar a lo más alto a pesar de los obstáculos y las críticas. HOLD COURT nos reta a convertirnos en los amos de nuestra propia pista: a encontrar nuestro sitio en el mundo, a dedicarnos en cuerpo y alma a aquello que nos apasiona, y a trabajar sin descanso para ser los mejores en ello. Porque nadie te regala el éxito. Punto.

Líder o seguidor. Tú decides de qué lado de la pista estás.

Dano y Alberto Sanjuan: dos jóvenes talentos con ‘match point’.

Para el lanzamiento de la Club C en España, hemos contado con la colaboración de dos talentos emergentes que mantienen un vínculo muy estrecho con Reebok Classic: ellos son Dano y Andrés Sanjuan.

A Dano le apasionan muchas cosas, pero sobre todo destaca por su faceta como cantante de rap, mientras que Andrés es un joven y exitoso modelo lleno de inquietudes. Sí, es obvio que los astros de la belleza se han alineado a su favor, pero también es una cabeza en constante ebullición.

Igual que Kendrick Lamar, Dano empezó a foguearse en el arte de las rimas y el fraseo en el parque de su barrio, junto a sus colegas. Su primer recuerdo de unas Classic es la portada de un disco de culto de rap francés. Una premonición de lo que estaba por llegar. De hecho, Dano ve una clara conexión entre la Club C y su música, porque en ambos casos, como él dice, se trata de ‘samplear’ algo conservando su esencia, aquello que lo define: “la Club C ha evolucionado manteniéndose fiel a sí misma. Es lo mismo cuando ‘sampleo’ música: cojo algo existente conservando su esencia y dándole mi estilo propio.”

Así es como Dano define su pasión y aquello que hace que su música suene tan personal e intransferible: “Samplear la vida, eso es lo que de verdad me flipa. Coger pequeñas muestras y crear algo nuevo y propio con ellas.”

Por otro lado, Andrés Sanjuan, uno de los mayores talentos de la nueva generación de modelos españoles, empezó en la moda casi por casualidad y de repente su vida adquirió un ritmo frenético: Barcelona, Nueva York, Milán... Esta anécdota es cierta: con sus primeros ahorros se compró unas Reebok Classic, justo cuando hacía sus pinitos delante de las cámaras. Pero la moda es solo una de sus múltiples facetas. Porque lo que realmente le motiva no es la meta en sí, sino superar los retos que se encuentra por el camino. Cuanto más difíciles mejor. Por eso Andrés siempre siente la necesidad de estar activo: “No puedo parar, es una obsesión continua. Lo importante es mantenerte fiel a aquello en lo que crees, porque si te traicionas para conseguir algo saldrás perdiendo.” 

Igual que Kendrick Lamar, tanto Dano como Andrés han encontrado su lugar y, lejos de acomodarse, se esfuerzan cada día en seguir mejorando. En ser los dueños de su propia pista. 

¿Eres el dueño de tu propia pista? ¿Qué es aquello que te define y te hace único? ¿Cuál es tu motivación? Cuéntanoslo mandando un tweet a @ReebokClassicEs con el hashtag # ThisIsClassic

 

Style / febrero 2017
Reebok
Etiquetas